Formas en que se puede manejar eficientemente un almacén

Es evidente que un buen manejo y distribución del almacén puede significar mejores resultados y servicios de calidad con respuestas satisfactorias del cliente. Llevar correctamente el centro logístico puede representar un área de oportunidad para nuestra empresa. La clave está en tener una buena rotación de inventario y manteniéndolo actualizado.

Logística Flexible publicó que un almacén puede ser uno de los puntos débiles de las empresas para su proceso logístico, pero si se sabe cómo administrar puede resultar una fortaleza para tu empresa. Es por lo mismo que dio a conocer algunos consejos para optimizar los almacén.

Ayuda visual

Hay algunos productos en los que la rotación cobra mayor importancia y para agilizar la operación, podemos apoyarnos de elementos que permitan distinguirlos fácilmente. Algunas ideas son:

Sistemas de picking

El picking requiere que uno de los operarios acuda a cada una de las posiciones en las que está el material, agregando ubicación por ubicación, los artículos necesarios. Pero existen maneras de hacer más eficiente esta tarea. Por ejemplo, agrupar varios pedidos y recoger en el viaje a cada emplazamiento todas las unidades necesarias para el total de pedidos, completando varios a la vez y reduciendo los viajes a cada ubicación. Otra idea es llevar todo el material a una zona central donde luego se consoliden los pedidos.

Programa de conteo

Con frecuencia las empresas se olvidan de la importancia de este proceso y no cuentan con un plan periódico que permita tener control exacto de los inventarios. Un primer paso es hacer conteos aleatorios para medir la exactitud. Además de los conteos cíclicos, es conveniente generar conteos cuando se presentan incidencias en la operación; puede ser automatizado o manual.

Tecnología

Para facilitar el proceso de picking hay diferentes dispositivos de los que podemos echar mano. Algunos de ellos son: pistolas que indiquen digitalmente la posición a la que acudir y que contabilizan el stock en tiempo real, dispositivos luminosos en las estanterías para guía o sistemas auditivos que ahorran tiempo al dejar las manos libres.

Ganar espacio

Procura utilizar menos metros para ubicar tu mercancía. Una forma de hacerlo es mediante el uso de pallets multireferencia. Por ejemplo, trabajar en un mismo espacio de pallet del almacén con la mercancía agrupada en lugar de tenerla separada en tres pallets, esto puede suponer un ahorro del 66% del espacio.

Mide resultados

Para poder conoce si en verdad hay una mejora en la gestión de nuestro almacén es necesario medir con datos tu rendimiento. Obtén estadísticas del tiempo que se lleva el preparar los pedidos, el número de referencias que gestionas en un determinado tiempo, la ubicación de dónde más picking se realiza, etc. No sólo se trata de medir tus procesos sino también el ver cómo tus colaboradores pueden mejorar.

Relacionada: Almacenes smart para conectarte con el futuro de la logística