Fernando Ponte de Aero Cargas: “Los problemas logísticos no se resolverán en el corto plazo”

En un escenario marcado por la crisis que aqueja a la cadena logística a nivel internacional, se proyecta que el efecto dominó que la pandemia generó podrá ser superado en el próximo año y se enfatiza por expertos que los pasos a seguir en esta materia, por parte de las empresas uruguayas, serán claves para que retomen la normalidad de forma más competitivas.

A pesar de que todo parece indicar que la situación sanitaria vuelve paulatinamente a la normalidad, el Covid-19 ha dejado fuertes huellas en otros campos de actividad que, a priori, no parecen relacionarse directamente con la realidad pandémica. No obstante, en un mundo tan interconectado como el actual, la coyuntura vivida estos dos últimos años generó diferentes consecuencias en diversos rubros, entre estas, la crisis que sufre el sector logístico a nivel internacional.

Fernando Ponte, gerente de Aero Cargas, empresa que es agente exclusivo de DHL Global Forwarding en Uruguay, en webinar organizado por Crónicas, comentó sobre la realidad de este sector en el país

Complicado escenario

“El sector no puede ser ajeno a lo que está pasando con la logística en el mundo y en la región; la escasez de disponibilidad de equipos de transporte, tanto aéreos como marítimos, ha generado un crecimiento enorme en los costos que las cadenas de suministros del Uruguay afrontan para la importación y para la exportación”.

En este escenario, el transporte aéreo ha sido uno de los más afectados con el cierre de fronteras y la disminución de las frecuencias de viaje, ya que antes de la pandemia el 60% de la carga global se transportaba en aviones de pasajeros.

En tanto, en lo que refiere al área marítima, el gerente de DHL aseguró que la emergencia sanitaria agravó una situación que ya era difícil y que en este contexto han desaparecido navieras. “Las previsiones que tenemos los que trabajamos en logística es que esta situación no se va a normalizar en el corto plazo, se habla de volver a una situación relativamente normal para mediados del 2023, y hay gente todavía más conservadora que dice que durante el 2023 no se va a ver una normalización”, detalló.

Uruguay

Más allá de la coyuntura internacional, Uruguay enfrenta el desafío de volverse más competitivo, disputándose el mercado con otros puertos de la región. Frente a esto, para Ponte existen ciertas sendas a seguir para plantar cara a este desafío.

Una de las principales es el avance tecnológico aplicado a la logística. Como una herramienta a desarrollar a futuro, se buscan herramientas que contribuyan al seguimiento de las cargas en tiempo real, lo que les permitiría a los clientes manejar mucho más eficientemente la logística de sus empresas.

En esta línea, también se busca planificar las necesidades de transporte, almacenaje y el movimiento de los inventarios de los clientes con mucha anticipación. “Nosotros tenemos condiciones de competitividad muy interesantes y yo creo que la forma de competir cada vez mejor es, a esas condiciones naturales que están dadas, ayudarlas con cuestiones de infraestructura”, añadió el ejecutivo.

Con todo, el Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) ha desplegado un importante plan de obras en las rutas y proyecta invertir US$ 2.600 millones a lo largo de esta administración. En este contexto, Ponte adelanta las incidencias de esto en el rubro logístico, asegurando que le parece una acción crucial.

“Es necesario tener una red vial que esté a la altura del volumen de carga que tiene que entrar a través de Montevideo y luego distribuirse en la región, así como contar con puentes en buen estado y rapidez y flexibilidad en los pasos fronterizos. Es muy importante la obra del Ferrocarril Central, por lo que debería haber volumen de negocio tanto para los camiones como para los ferrocarriles”.

Finalmente dijo que «todo plan de mejora de la infraestructura logística, rutas, puentes o paso de fronteras es bienvenido para los que estamos en el sector privado”.

Relacionada: Logística y el transporte, fusión necesaria para la sostenibilidad