Con infecciones récord, Shanghai parece no tener pronta salida de cuarentena

Durante los últimos días, el gobierno chino ha reportado más de 19.000 casos diarios en Shanghai, centro financiero del país y donde se encuentra el puerto más grande del mundo, manteniendo su estado de cuarentena inicialmente de 5 días por área, ya lleva 11 días y contando, con sus 26 millones de residentes confinados buscando detener la propagación del covid bajo su política nacional de cero casos.

La Cámara de Comercio de la Unión Europea en China advirtió el miércoles sobre la interrupción de la producción durante un evento de prensa, donde Joerg Wuttke, presidente del grupo comercial, dijo que la aplicación errática de las reglas de Covid Zero está dificultando que las empresas ajusten las operaciones.

Y también, estimaron que los volúmenes del puerto de Shanghái se redujeron en aproximadamente un 40% semana tras semana, a pesar de que el operador del puerto insiste en que todo sigue igual en Yangshan y Waigaoqiao gracias a un entorno de trabajo de burbuja en el muelle.

Había 161 barcos anclados en el puerto y fondeaderos cercanos en la semana hasta el miércoles, según datos compilados por Bloomberg, menos que hace una semana pero más que hace un mes, antes de que realmente comenzara el brote en Shanghái.

¿Disponibilidad Reducida?

El problema principal para la cadena logística se debe a la disponibilidad limitada de camiones y al cierre de muchas fábricas y almacenes. Muchos de los puntos de entrada y salida de las carreteras entre provincias también están bloqueados, lo que provoca graves problemas en la cadena de suministro.

Los nuevos datos de FourKites, firma de datos de la cadena de suministro, han mostrado el impacto negativo de los bloqueos de China en los volúmenes de carga marítima. Por ejemplo, dijeron que el cierre en Shenzhen el mes pasado resultó en una reducción del 32% en el volumen de envíos marítimos en la provincia de Guangdong, donde se encuentra Shenzhen.

“El volumen oceánico promedio de siete días [de Guangdong] ahora ha disminuido solo un 15% en comparación con antes de que entraran en vigor los bloqueos”, agregó FourKites. Y en el caso de Shanghái, dijo que los puertos de contenedores están experimentando volúmenes «significativamente reducidos», con un rendimiento promedio de siete días «ahora un 33% más bajo en comparación con el 12 de marzo».

“La extensión indefinida del cierre de Shanghái está provocando una desaceleración significativa de las operaciones en los principales puertos aéreos y marítimos de la ciudad debido a la escasez de mano de obra, así como a una caída en la disponibilidad de bienes a medida que cierran la fabricación y los almacenes, y la disponibilidad de camiones se ve significativamente interrumpida”, indicó una actualización de la plataforma de carga en línea Freightos a principios de esta semana.

Una actualización de la línea de contenedores japonesa Ocean Network Express (ONE) dijo ayer que la disponibilidad limitada de camiones ha impedido el despacho de cargamentos de importación según consigna Splash247.

El impacto resultante es que Yangshan y Waigaoqiao Fase 2, en particular, tienen una utilización «críticamente alta» de mercancías peligrosas y patios refrigerados, advirtió ONE. “Debido a las limitaciones operativas en el lado del patio, existe la posibilidad de que no se permita la descarga de ciertas Clases DG y Reefers si no se puede acomodar la cantidad”, advirtió la naviera japonesa.

¿Casi 200 millones de confinados?

El banco japonés Nomura estimó el martes que un total de 23 ciudades chinas han implementado cierres totales o parciales, que en conjunto albergan a unas 193 millones de personas y contribuyen al 22% del PIB de China. Ting Lu, economista jefe de China en Nomura dijo que “Estas cifras podrían subestimar significativamente el impacto total, ya que muchas otras ciudades han realizado pruebas masivas distrito por distrito, y la movilidad se ha restringido significativamente en la mayor parte de China”.

Los analistas de Nomura también dijeron que esperan retrasos adicionales en los envíos con el cierre prolongado en Shanghái. “Hasta ahora, los mercados han subestimado la gravedad de la situación en China”.

Si bien las grandes empresas de fabricación han podido mantener las operaciones en marcha mediante la adopción del llamado sistema de circuito cerrado, en el que los empleados se mantuvieron en las ubicaciones de la fábrica y se sometieron a pruebas con regularidad, ese plan no ha estado exento de inconvenientes. Incluso con permiso para operar en medio de restricciones, el trabajo puede ser «muy, muy difícil», dijo Bettina Schoen-Behanzin, presidenta del capítulo de Shanghái de la cámara.

Y las empresas más pequeñas “pueden enfrentar la bancarrota cuando no pueden entregar sus productos al cliente”, dijo Klaus Zenkel, presidente del capítulo del sur de China del grupo.

Sin embargo, hasta ahora los problemas con las cadenas de suministro han sido limitados. Si bien el cierre en el centro de tecnología y comercio de Shenzhen el mes pasado afectó la actividad de la fábrica, Zenkel dijo que las empresas en esa área, donde tiene su sede, están ahora en mejores condiciones. La ciudad levantó su cierre después de controlar con éxito un brote allí.

¿Qué dice EEUU?

Las empresas estadounidenses también han informado sobre problemas derivados del brote y los intentos de contenerlo en los últimos días. El virus y los bloqueos afectaron la producción o interrumpieron las cadenas de suministro de más de la mitad de las empresas estadounidenses que respondieron a una encuesta publicada la semana pasada.

La semana pasada, una encuesta de empresas estadounidenses en China encontró que el 54% de los encuestados ha reducido las proyecciones de ingresos para 2022 debido al último brote de Covid-19. Entre los fabricantes, más del 80% informó una producción más lenta o reducida, así como interrupciones en la cadena de suministro.

Las actualizaciones de la cadena de suministro de los freight forwarders se han centrado en gran medida en la reducción de la capacidad de transporte por carretera y el cierre de fábricas y almacenes, lo que ha provocado el desvío de la carga marítima donde Ningbo, Qingdao y Tianjin encabezan la lista de puertos alternativos.

Relacionadas: Shanghai extiende los días de confinamiento con grandes bajas de productividad