¿Cómo elegir un buen operador logístico?

Un operador logístico es la empresa que desarrolla de manera ágil, competitiva, con calidad y ética,  los servicios de planificación, implementación y control eficiente de la cadena de suministro, garantizando los servicios adecuados, serios y necesarios desde el punto de origen de bienes, servicios e informacióntanto en la exportación como en la importación-, hasta el cliente final.

Según nos comentaron desde  SEALServicios Especializados de Aduana y Logística la importancia de la contratación de un operador logístico por parte de todo exportador o importador, para llevar sus productos algún lugar del mundo y beneficiarse de los productos de algún país que hará parte de su producción o desarrollo de la misma (maquinaria y equipos), es que permite a las empresas enfocarse en el desarrollo de su visión, misión y objetivos estratégicos y operativos, delegando el proceso de la logística a empresas expertas en el tema con experiencia y conocimiento.

Estos servicios, procesos y productos del operador logístico, parten desde el aprovisionamiento, embalaje, transporte, trámites ante las aduanas y otras entidades fiscales y de gobierno, almacenaje, distribución y entrega, que garantizan un proceso logístico integral.

Hay un valor agregado para todo exportador-importador, sea de grandes, medianas o pequeñas empresas y emprendedores: la empresa de logística integral le brinda soluciones eficientes, le ahorran tiempo y recursos, le evitan riesgos de seguridad, jurídicos y monetarios y en el cuidado de sus exportaciones e importaciones para satisfacción de su empresa y de sus clientes finales.

¿Pero cómo es un buen operador logístico?

A juicio de  SEALServicios Especializados de Aduana y Logística  un buen operador logístico no solo se enfoca en conocer cómo funciona su negocio sino cómo se desarrolla el de su cliente para así establecer estrategias que sirvan para brindar “soluciones a sus problemas y necesidades, actuales y futuras”.

Se ocupa, tiene capacidad instalada, experiencia, personal calificado y conocimientos, para entender el negocio de cada uno de sus clientes, los detalles precisos, características y necesidades particulares, así como las normas que lo rigen para así brindar un mejor servicio.

Las operaciones logísticas han dejado de ser un simple traslado de mercancías para convertirse en algo más especializado en Almacenamiento o entregas just-in time siendo estos nuevos conceptos fundamentales en el comercio internacional.

El objetivo final de toda empresa contratante y del operador logístico es maximizar el valor total generado, siendo éste la diferencia entre los ingresos generados por el cliente y el costo total de la cadena de suministro.

Otras consideraciones

Una buena empresa de servicios especializados de aduana y logística, le permite reducir el precio final de sus bienes y productos, y competir en el mercado, incrementar la productividad y los niveles de servicio por medio de la eficiencia y calidad en el desarrollo operativo, mayor flexibilidad ante las fluctuaciones del mercado, la demanda y el enfoque del negocio dejando a un lado esas actividades que no son “core business” de la empresa contratante.