Cadena de Suministros: Sincronizarlas es el gran desafío para el 2022

La población de consumidores de clase media alcanzará los 5.500 millones o más del 60% de la población mundial para 2030.

Según el director de Blue Yonder, el surtido, el espacio y los precios, juegan un papel en la cadena de suministro. Sin embargo, hay algo más que sólo satisfacer al cliente en sus condicione: Sincronizar la cadena de suministro. La presencia del Covid-19 ocasionó diversos problemas en la economía, pero también aceleró la transformación digital.

Por ejemplo, el comercio electrónico se ha expandido desde entonces en rango de dos a tres dígitos en distintas partes del mundo, por lo cual evidentemente ha sido un canal elemental para que el sector retail y otras áreas de la economía emergieran. Sin embargo, es importante destacar que para hacer funcionar tanto el canal físico como el digital, existe detrás un gran ecosistema global, una logística y cadena de abastecimiento.

Para Perú Retail, esto requiere de Inteligencia Artificial para orquestar la planificación de la demanda, el transporte, el almacenamiento y la mano de obra a nivel país, regional y global. Recordemos que la cadena de suministro se ha visto considerablemente afectada a consecuencia de la pandemia y esto ha generado un conflicto significativo en los distintos mercados globales. Esta situación ha producido, desabastecimiento, escasez, incremento en el precio de fletes y productos, etcétera.

Por ese motivo, para enfrentar el 2022, es fundamental una cadena de suministro moderna para lograr satisfacer la demanda prevista de los clientes. Según Michael Orr, director de Product Marketing de Blue Yonder, líder mundial en soluciones para digitalizar la cadena de suministro y cumplir con el comercio omnicanal, indicó que se debe contar con una cadena de suministro sincronizada.

«Se trata de algo más que del movimiento eficiente de un inventario optimizado para satisfacer la demanda prevista de los clientes. Por supuesto, esto es una gran parte de lo que debe hacer, pero la demanda existe para ser satisfecha y dirigida», comentó Michael Orr, citado por PuertoC.

El especialista expuso que en la cadena de suministro siempre serán importantes las decisiones que se tomen en cuanto al surtido, espacio y los precios. Asimismo, señaló que las ofertas que se realizan en las tiendas son para responder a las necesidades y mejorar la experiencia del consumidor. Sin embargo, existen algunos aspectos que también se deben resolver según el representante de Blue Yorder:

Procesos lineales

La cadena de suministro no es un simple proceso lineal desde la definición de su surtido hasta la optimización de la disposición de los estantes. «Existen giros naturales de retroalimentación entre el cumplimiento y la dirección de la demanda. El precio influye en el inventario, y viceversa. Cada día, pequeños cambios en cualquiera de las áreas desencadenan reacciones en otras. El modelo es circular», dijo Orr.

Áreas funcionales aisladas

Un modelo operativo con silos funcionales está respaldado por tecnología en silos que se refuerza solo a sí mismo. Las áreas funcionales reaccionan continuamente a las decisiones tomadas por otros que comprometen su contribución al plan. Cada una de estas decisiones reactivas compromete a su vez otros objetivos, que a su vez afectan el conjunto.

El cliente no es el centro de atención

En los modelos en los que las métricas caen en cascada y se dividen entre funciones, el único punto de referencia común es la tienda y no el cliente. Los minoristas se ven obligados a medir la pérdida de margen y la disponibilidad en el lugar de venta, lo que refuerza aún más el modelo. Si su único enfoque son las ventas y el margen, es fácil ignorar al cliente.

En definitiva, con un único algoritmo inteligente y dinámico en toda la empresa se puede mantener el rigor y la experiencia en cada área funcional, también se muestra el impacto de las decisiones de manera transversal y se garantiza que se ejecuten automáticamente en otras las áreas.

Relacionada: Tecnología: En qué se apoyan las cadenas de suministro