Antonio Arranz, CEO DHL Express México y la evolución de la logística mundial

Es evidente que todo lo que producimos y fabricamos, tiene que ser transportado hasta el lugar donde se va a usar o consumir. Es por lo mismo que la logística es una fuente de muchas cosas que se pueden mejorar para ser mucho más eficientes y competitivos.

Sin embargo, para lograr estas mejoras es fundamental cuestionarse cómo viene el mundo con todos los acontecimientos que se han vivido y qué están haciendo las empresas para prepararse y afrontar ese cambio. El cambio ya está presente en todo ámbito de cosas y, si no se enfrenta con herramientas adecuadas, no hay manera de continuar.

Antonio Arranz Lara, CEO de DHL Express México, durante su conversatorio titulado «El Futuro de la Logística«, evento organizado por Coparmex, analizó el presente y proyectó lo que vendrá dentro del sector de la logística mundial y cómo la tecnología ha influenciado las operaciones globales.

¿Estamos realmente inmersos en una Industria 4.0?

Por su puesto que sí. Hablar de Industria 4.0 es referirnos a todo lo que está cambiando en la cadena de suministro, entendiendo la existencia de un proveedor y consumidor final, con importantes procesos intermedios que la hacen eficiente o no. Esto se puede presentar porque hay movimiento físico de mercancías y, de regreso, llega mucha información que en esta era ordenamos gracias al Big Data.

¿Qué marca el crecimiento y evolución de la logística?

Primero que todo, efectivamente la logística ha ido avanzando, y esto lo ha logrado en base a tres componentes. La flexibilidad que tiene para entregar correctamente lo que el cliente quiere, la respuesta en tiempo real a los cambios del mercado y la cercanía con el cliente y sus preferencias. La industria 4.0 está acá, ya existe y está transformando al mundo. Es por eso que es importante saber de qué forma cada industria será afectada por estos cambios.

¿Qué rol juega la tecnología en estos cambios?

Mucho. La cuarta revolución industrial se enfoca en la tecnología del World Wide Web (www), por lo que todo está en la nube. La nube hace que todo sea mucho más rápido y se obtenga más y mejor información. Sin embargo, tras la crisis del E-Commerce el 2001, se entendió que la interacción entre lo virtual y lo real debe existir, algo que se está trabajando fuertemente en la actualidad. En concreto, hoy en Industria 4.0 utilizas información con elementos físicos para mejorar la producción.

También es clave en esta etapa la Internet de las Cosas (IoT). Hace 10 años, muchos pensaban que no todo podía ser fuente de información, pero ahora entendemos que cada elemento que usamos proporciona datos, incluso en tiempo real.

¿Dónde está trabajado el sector logístico respecto a los avances tecnológicos?

En la robótica, donde en la logística están interactuando entre el humano y la máquina. Muchas empresas de E-Commerce, mantienen en sus centros de almacenamiento robots para cumplir con las operaciones, esto porque resulta imposible preparar semejante cantidad de paquetes en una sola jornada si no existiesen robots para ayudar al humano. Hoy eso se llama el «Plan Colaborativo».

También se está trabajando en la sección proveedores, principalmente en sistemas de producción e información avanzadas y flexibles. Estos sistemas dependen de la demanda y los datos que se vayan generando constantemente. Está además, la sección de sensores, que es clave para entender qué pasa en tiempo real con los productos.

Por último, lo relativo a la ciberseguridad, hoy un tema fundamental y grave también. Cuando uno va a la nube, todo está abierto y con acceso ilimitado. Si no se crean mecanismos de ciberseguridad, se genera una Cyber War (guerra cibernética).

¿Se habla que el gran elemento de la Industria 4.0 es el Big Data?

Y lo es así con absoluta claridad. El Big Data es el elemento más importante donde deben trabajar las empresas. Facebbok, Google, Instagran, Twitter, son tan potentes, porque utilizan el Big Data para entender qué quiere una persona. Incluso esta herramienta puede saber tus hábitos futuros, basándose en lo que conoce de ti y lo que se ha incluido en el sistema.

Con toda esa batería de datos, se crea innovación y nuevas cosas. Por eso es tan relevante usar correctamente el Big Data. Todas las compañías, sea pequeña, mediana o grande, están pasando por esta transformación.

Relacionada: El Big Data como una poderosa herramienta en la logística