Economista Rodrigo Aravena y el 2019: “se comenzará a hablar de una recesión en Estados Unidos”

Comienza el 2019 y con ello, los análisis de cómo se va a comportar la economía durante el último año de la segunda década del siglo XXI. De tal manera Rodrigo Aravena, Gerente de Relaciones Institucionales y Economista Jefe del Banco de Chile, aseguró que “Chile  está repuntando, el escenario macro ha sido positivo, con un crecimiento cercano al 4% con estimaciones de 3.5% o 3.7% para el 2018.”

Para el ejecutivo, esto puede ser una tentación que da para pensar que la economía va a andar bien, pero a su juicio “hay que mirar con cautela lo que ha pasado, porque lo que tenemos  es que ha existido una recuperación cíclica y los ciclos tienden a ser transitorios”. ¿Pero qué pasa con Chile y el mundo?

“El país más abierto de Latinoamérica es Chile, con un volumen de comercio importante, tratados de libre comercio, bajos aranceles, por  lo tanto si algo pasa en el resto del mundo, nos va a afectar. En Chile hay factores internos que andan mejor, pero no hay nada asegurado hacia adelante”, precisó.

Destacó que el promedio de crecimiento mundial está en el orden del 4%, pero las estimaciones de crecimiento global se han estado ajustando a la baja. “Cuando miramos por bloque económico, parece que a Estados Unidos le queda bencina para seguir creciendo como  lo ha hecho hasta ahora. Europa tiene algunos temas y Latinoamérica también, por lo que la pregunta es si el resto del mundo va a seguir apoyando el crecimiento de Chile”.

La clave: “el empleo”

A su entender, la variable clave para el 2019 será el empleo, pues “si hay algo que no cuadra que no cuadra en Chile en lo que hemos visto en el escenario macro, es el mercado laboral. Tenemos una recuperación muy lenta del empleo, salarios que no están creciendo, calidad del empleo que no repunta, por lo que no podemos descartar que exista algún cambio estructural en el mercado laboral. La evolución del empleo no solamente tiene impacto en el crecimiento, tiene impacto en la inflación, incluso en presiones políticas”.

Más allá de los números, el Gerente de Relaciones Institucionales y Economista Jefe del Banco de Chile, destacó el hecho que no hay recesión en ninguna parte del mundo, “eso significa que hemos tenido una recuperación sincronizada. Hace tres años teníamos un número no muy distinto de crecimiento, pero con recesión en Latinoamérica,  el 2012 el mundo también crecía cerca de un 3.7%, pero llegamos a esa cifra con crecimiento de 8% en China y un crecimiento negativo en Europa porque había crisis financiera en Grecia, se estaban contagiando Italia y Portugal”.

“No da lo mismo crecer al 4% cuando el resto del mundo crece 4%, que crecer 4% cuando una parte del mundo crece al 9% y otra está en recesión.  Es decir, si no hay algo exógeno, como por ejemplo un deterioro financiero en Europa o si no existen nuevas tensiones tarifarias, no debiésemos tener una caída en el crecimiento global, pero con los riesgos que estamos viendo hoy día, es algo que no se puede descartar. Tenemos riesgos sumamente grandes, pero el escenario base no se ve mal”.

Pese al buen momento de la economía global, Rodrigo Aravena precisó que “se va a comenzar a hablar pronto de una recesión en Estados Unidos, pero las recesiones son normales. Una recesión es cuando voy corriendo una maratón, llevo 20 k y paro para tomar agua y sigo corriendo, una crisis financiera es cuando tengo que abandonar la carrera y me tienen que poner aire adicional. Lo que tuvo el mundo el año 2009 fue una crisis financiera. Lo más probable es que la economía deje de crecer uno o dos trimestres, porque los números de su economía son sumamente buenos”.

MasContainer TV